Actualidad

Nota de prensa

Las Cortes reclaman un aplazamiento o un fraccionamiento de la factura fiscal para los que rescaten un plan de pensiones por la Covid-19

Las Cortes reclaman un aplazamiento o un fraccionamiento de la factura fiscal para los que rescaten un plan de pensiones por la Covid-19
La proposición no de ley aprobada con la única abstención de IU resulta de un texto transaccionado entre el grupo proponente de Ciudadanos y el cuatripartito e insta al Ejecutivo autonómico a solicitar al Estado el estudio para la adaptación de la normativa del IRPF

La Cámara autonómica ha aprobado con el voto favorable de todos los grupos, excepto IU, que se ha abstenido, una proposición no de ley presentada por Ciudadanos y transaccionada con los grupos que forman parte del acuerdo de Gobierno que defiende que aquellos que rescaten parte de su plan de pensiones por problemas de liquidez derivados de la Covid-19 puedan reintegrar esa cantidad o parte en el plazo de tres años sin merma recaudatoria y que la factura fiscal derivada pueda ser objeto de aplazamiento o fraccionamiento. 

 

La iniciativa, impulsada por el diputado José Luis Saz, contempla instar al Ejecutivo autonómico a que se dirija al Gobierno central para que éste proceda a su estudio para ponerla en marcha y pretende evitar “el contrasentido” que a su juicio supone que ahora se pueda aliviar la situación de los rescatadores pero cinco meses después se les obligue a pagar en el IRPF. 

 

Óscar Galeano (PSOE) ha expuesto la enmienda presentada en nombre del cuatripartito por la que pretendía limitar la propuesta a los supuestos tasados por la norma. Marta Prades (Podemos EQUO Aragón) ha calificado la iniciativa de “clasista” y ha pedido un estudio sobre la merma que supondrá a la Administración. Carmen Martínez (CHA) ha puesto en duda que la proposición vaya a tener un coste fiscal cero y ha preguntado a cuántos ciudadanos va a afectar esto. Y Jesús Guerrero (PAR) ha señalado la conveniencia de un receso para alcanzar un acuerdo.

 

Por el resto de grupos, Carmen Susín (PP) ha mostrado su apoyo a la propuesta “porque los que rescatan un plan de pensiones son trabajadores y lo hace por necesidad, no para comprarse un ferrari”. David Arranz (Vox en Aragón) se ha mostrado partidario de un modelo fiscal “menos confiscatorio y más suave” y que para los pequeños ahorradores haya “exenciones, no excepciones”. Y Álvaro Sanz (IU) ha asegurado que es ahora cuando más recursos necesita el Estado y esta medida a su juicio favorecería fiscalmente por segunda vez a los dueños de esos planes de pensiones.

 

 

Notas de prensa relacionadas: