Actualidad

Nota de prensa

El director general de Tributos asegura que los impuestos medioambientales “podrían recaudar hasta 50 millones de euros anuales”

El director general de Tributos asegura que los impuestos medioambientales “podrían recaudar hasta 50 millones de euros anuales”
Francisco Pozuelo ha comparecido ante la Comisión de Hacienda para exponer las líneas generales de actuación de su Dirección, la cual ha definido como “una parte fundamental del programa de este Gobierno”

El director general de Tributos, Francisco Pozuelo, ha comparecido esta mañana a las 10:00 horas ante la Comisión de Hacienda, presupuestos y Administración Pública para exponer las líneas generales de su Dirección para la presente legislatura, y que ha calificado como “una parte fundamental del programa del Gobierno”. Pozuelo, que ha comparecido a petición del consejero de Hacienda, Roberto Bermúdez de Castro, y de los grupos parlamentarios Socialista, CHA, A-T Existe y la A. P. Izquierda Unida, ha asegurado durante su intervención que los dos impuestos que gravan la actividad medioambiental de los parque eólicos y fotovoltaicos “podría llegar a recaudar hasta 50 millones de euros anuales si se consolidan los parques que están ya en tramitación”.

 

El director ha asegurado que respecto a la organización de la Administración de Hacienda, el protagonismo “sigue siendo la atención general de tributos”, por lo que no plantean la posibilidad de cambiar su estructura a la propia de una agencia “puesto que desdoblar las competencias en dos centros directivo no es más eficiente que mantener la organización centralizada”. Pozuelo ha destacado también la importancia de la Agencia Estatal de Administración Tributaria, que colabora en la fase de recaudación ejecutiva a través del convenio existente pero que repercute en un coste destacable, de modo que ha expuesto la intención de “sustituir estas competencias y desarrollarlas con la organización autonómica”.

 

Respecto a la creación de los dos nuevos impuestos que gravarán la actividad medioambiental y cuya recaudación “se destinará a luchar contra la despoblación y a impulsar el desarrollo económico de las entidades locales que se vean afectadas por estos parques”, el director ha expuesto que estos impuestos se gestionarán a través de la oficina virtual de modo que esta tramitación “será exclusivamente telemática”. Pozuelo ha informado también de que la Dirección utilizará parte de los fondos de financiación europea para “montar un sistema integral de gestión tributaria que permita mejorar la gestión interna, el control contra el fraude fiscal y mejorar la asistencia al ciudadano” con el objetivo de evitar que “ningún aragonés esté en peores condiciones que otro en función de su lugar de residencia”.

 

En última instancia, el compareciente ha expuesto que la política tributaria de este Gobierno se basa en tres ejes que prestan especial atención en “los incentivos para la actividad económica, la atracción de empresas y su mantenimiento; lograr una tributación más justa y equitativa de los aragoneses, así como conseguir una adecuación del ordenamiento a la realidad jurídica”.

 

Tras la intervención del director general, han hecho uso de la palabra los diferentes parlamentarios presentes en la Comisión, comenzando por los grupos proponentes de la comparecencia. En este sentido, el portavoz sectorial del PSOE, Óscar Galeano, ha indicado que “el modelo tributario y el sistema tienen la finalidad de tienen la finalidad de garantizar la suficiencia de recursos para cualquier Administración” y, en este sentido, ha preguntado al director general si “el programa de rebajas fiscales es compatible con una estabilidad presupuestaria”. Del mismo modo, el diputado de CHA José Luis Soro ha expuesto que es un “escándalo la práctica excepción de los impuestos medioambientales a los parque fotovoltaicos que estén en un PIGA” y recuerda que esta situación se resume en que “pagan los pequeños y se escaquean los grandes”.

 

La diputada de Teruel Existe, Pilar Buj, ha cuestionado al director general “cómo piensa compensar la pérdida de ingresos derivada de la bajada del tramo de IRPF autonómico” y, en relación con los impuestos medioambientales, ha incidido en que “las bonificaciones deben ir destinadas a proyectos sociales de verdad que fijen población”. Por su parte, Álvaro Sanz (IU) ha mostrado su preocupación ante actual tendencia de “desmantelar los impuestos a los que pueden y deben pagarlos y suplirlo pidiendo más dinero al Gobierno de la nación”, y ha asegurado que Aragón se dirige a “una situación de desequilibrio financiero”.

 

Por parte del PP, Blanca Puyuelo ha explicado que “la política fiscal es una herramienta poderosa en la mano del gobierno y creo que este Ejecutivo la está utilizando muy bien y de forma coherente”. “Gobernamos para hacer a todos más ricos y más libres, y con la aprobación del presupuesto iniciamos una rebaja de impuestos”, ha añadido. Desde Vox, Fermín Civiac ha señalado como “medida urgente” en cuanto al Impuesto de Sucesiones la “bonificación del 99% de las donaciones de acciones y participaciones sociales de empresas familiares para favorecer la sucesión familiar”.

Notas de prensa relacionadas: