Actualidad

Nota de prensa

La sección sindical de la CGT en SARGA asegura que “el incumplimiento de las categorías profesionales” es “un fraude de ley” y “provoca graves daños a los ciudadanos”

La sección sindical de la CGT en SARGA asegura que “el incumplimiento de las categorías profesionales” es “un fraude de ley” y “provoca graves daños a los ciudadanos”
Cuatro representantes de este sindicato en la empresa pública han criticado esta mañana el “incumplimiento” de una proposición no de ley aprobada por la Cámara, en noviembre de 2014, que daba seis meses de plazo para “reforzar la cualificación profesional de los operativos antiincendios”, un hecho que han calificado como “estafa” y “engaño”

Zaragoza, 04/10/16.- “Fraude de ley”, “estafa” y “engaño”. Con estos calificativos ha descrito esta mañana la sección sindical de la Confederación General del Trabajo (CGT) en SARGA el incumplimiento de una proposición no de ley aprobada por las Cortes de Aragón en noviembre de 2014 en la que, según la lectura que ha realizado Francisco Navas, uno de los comparecientes, la Cámara era “consciente de la gran labor del personal del operativo antiincendios” y daba “seis meses de plazo para reforzar la cualificación profesional” de estos empleados de brigadas.

 

“Volvemos aquí a decir lo mismo. Lo repetiremos las veces que haga falta. ¿Qué ha pasado? ¿Dónde ha quedado este trabajo? ¿Para qué sirve todo esto?”, se ha preguntado, ante los diputados, Navas, al que también ha acompañado, junto con José Miguel Ruiz y Víctor Blasco, Cristina Pérez Yus, miembro de una brigada helitransportada que ha puesto encima de la mesa “la precariedad inmensa” de este trabajo. “Todos ya lo saben de sobra. Depende de ustedes, no será por las veces que se lo hemos explicado”, ha añadido.

En opinión de Navas, la situación “provoca graves daños a los trabajadores y a los ciudadanos”. “Están aquí para que se cumpla y el incumplimiento no puede salir gratis. Ha pasado el tiempo y no se ha hecho el trabajo por el que se les paga”, ha expresado. Por su parte, Blasco ha recordado que su “dedicación se debe a su necesidad de proteger el patrimonio”, a “la vocación” porque “el mundo natural es de todos y no se debe buscar el punto de vista económico, mientras que Ruiz ha asegurado que “hacen falta profesionales y estabilidad laboral para un problema de incendios cada vez más grave”.

Desde el PP, Fernando Galve ha lamentado que “muchas de las cuestiones que han explicado todavía no se hayan solucionado”. “No está suficientemente reconocido un trabajo que va mucho más allá de apagar fuegos”, ha reivindicado. Este diputado popular ha asegurado que su formación “reconoce la situación y sus errores” porque “no llegamos a cumplir”, pero ha criticado que “el actual Gobierno, con cuatrocientos millones más e impuestazo incluido, tiene la situación igual o peor”. “Han utilizado su precariedad para llegar al Gobierno”, ha manifestado Galve.

El socialista Enrique Pueyo ha calificado la situación en SARGA como “muy complicada y enmarañada”. “De repente ves que la gestión no es todo lo que debería haber sido. Hay que corregir el rumbo y ver cómo está el contexto”, ha explicado el diputado socialista. En opinión de Pueyo, estos trabajadores son “piezas básicas en el medio rural y en la gestión del monte”. “Estos trabajos vertebran el territorio porque vivís en lugares donde, lamentablemente, cada día perdemos habitantes. Mejorar vuestras condiciones ayudaría a su crecimiento”, ha manifestado el portavoz del PSOE en esta Comisión.

Por parte de Podemos, Andoni Corrales ha criticado que “el Gobierno de Aragón hace muy poco por el medio ambiente”. “Se nos dijo que en este país vivimos por encima de nuestras posibilidades. Vosotros trabajáis por encima de vuestras posibilidades”, ha agradecido al colectivo. Para él, las “palabras bonitas” del resto de grupos son “cinismo puro”. “Lo que cuentan son los hechos. Incluyo aquí a los que gobernaron antes, PP-PAR, y los que lo hacen ahora, que se hacen llamar de izquierdas”, ha criticado el parlamentario de la formación morada.

La diputada del PAR María Herrero ha apostado por “ser conscientes de la necesidad” pero también “de las posibilidades de actuación”. “No se me ocurre otra razón que la económica y presupuestaria. Se nos puede llenar la boca, porque desde la oposición es muy fácil quedar bien con ustedes, pero la voluntad hay que plasmarla en un presupuesto”, ha añadido esta parlamentaria en la misma línea. Para ella, “las iniciativas de impulso no son de obligado cumplimiento pero es jugar un poco con la gente que aprobemos cosas aquí que después no se van a cumplir”.

El parlamentario de Ciudadanos Ramiro Domínguez ha calificado el texto de impulso aprobado como “completamente justo” pero ha reconocido “un problema”: “no son vinculantes”, ha explicado. “El Gobierno tiene que hacer todo lo posible, pero no hay obligación”, ha manifestado. En su opinión, SARGA tiene “unos problemas tremendos detrás” que su formación “ha criticado desde el primer día”. “Esperemos que el nuevo director gerente vaya cumpliendo desde el primer día. Si vemos que seguimos en lo mismo lo criticaremos”, ha manifestado Domínguez.

Gregorio Briz (CHA), como representante del Grupo Mixto, ha asegurado que “se está haciendo lo posible y lo imposible para solucionar los problemas”. “Yo no me río de ningún acuerdo aprobado donde está la soberanía de Aragón”, ha añadido en relación al texto de impulso. Para este diputado, “el talante” del actual Ejecutivo es “mejorar la situación”. “No podemos jugar a escurrir el bulto. El presupuesto de 2017 tendrá que ser aprobado, por lo menos, por los grupos de izquierda y tenemos firmados unos acuerdos que marcaremos las prioridades”, ha adelantado en relación al próximo debate de las cuentas públicas.

Notas de prensa relacionadas: