Actualidad

Nota de prensa

El responsable de Asistencia Sanitaria apuesta por una revisión "continua" del mapa sanitario para conseguir un servicio que favorezca la “autogestión”

El responsable de Asistencia Sanitaria apuesta por una revisión
Además de la comparecencia de José María Abad, a propuesta de Ciudadadanos, la Comisión de Sanidad ha abordado una inicitiva del PP para vacunar aestudiantes en los campus universitarios contra el COVID, que ha decaído con los votos en contra de PSOE, Podemos, CHA y PAR, y las abstenciones de Vox e IU

El director general de Asistencia Sanitaria, José María Abad, ha asegurado en su comparecencia de esta mañana ante la Comisión de Sanidad de las Cortes, a propuesta de Ciudadanos, que “debe hacerse una revisión continua de las limitaciones del mapa sanitario de Aragón para tratar de conseguir equipos de Atención Primaria que favorezcan la autogestión”, ya que “hay más de ochocientos consultorios médicos y las ratios de pacientes por profesional son muy variables en las zonas de salud, desde cien o doscientos pacientes hasta mil o dos mil”.

 

En este sentido, el director general ha explicado que el Proyecto de Decreto por el que se aprueba el Mapa Sanitario de Aragón es “una herramienta necesaria para poder abordar la revisión más completa del mapa”, pero, “si lo hubiéramos modificado por nuestra cuenta, nos hubieran acusado de dirigismo, por eso preferimos establecer un decreto que recoja las alegaciones que se vayan produciendo”. De igual forma, ha incidido en que “la construcción de un centro de salud no es una modificación de este mapa, sino que tiene que ver con la capacidad económica”, y ha aclarado que “los criterios no son demográficos”.

 

Asimismo, Abad ha recordado que “desde 1986 ha habido múltiples modificaciones del mapa sanitario” y “en 2003 aparece la estructuración en ocho sectores sanitarios, algunos de ellos, como Zaragoza I, que no existían previamente”. “En 2015 el Decreto fija tres áreas de salud, en Zaragoza, Huesca y Teruel, pero los gobiernos posteriores consideraron que esa división no era eficaz”, ha detallado, y ha explicado que “en ese momento de indefinición jurídica sobre las áreas de salud, se valoró iniciar la tramitación de un nuevo decreto regulador del mapa sanitario”.

 

“La tramitación ha tenido un recorrido complicado, porque el texto tiene que pasar por diferentes trámites de audiencia pública e informes varios que suponen períodos de tramitación alargados y que se han dilatado aún más por la pandemia”, ha confesado. En última instancia, Abad se ha referido a la falta de profesionales en algunas provincias aragonesas y ha declarado que “las políticas de incentivos para que los sanitarios se trasladen al medio rural es pionera y son mayores que en otras comunidades, pero a la vista está que no son suficientes”.

 

La portavoz sectorial del grupo proponente, Susana Gaspar, se ha congratulado porque “la activación de la solicitud de comparecencia ha servido para que se haya actualizado la información sobre el Proyecto de Decreto en el apartado de ‘transparencia’ de la página web del Gobierno”, y ha preguntado a Abad “qué novedades va a suponer la aprobación de esta iniciativa”.

 

Olvido Moratinos, por parte del PSOE, ha hecho hincapié en que “se está trabajando en la seguridad jurídica del mapa sanitario” y ha expuesto que “lo que se pretende con el mapa es acercar la sanidad a los usuarios y no quitarles capacidad de gestión a los profesionales”. La popular Ana Marín ha defendido que “deberíamos ser conscientes de la burocracia que envuelve todo e intentar hacer los procesos mucho más ágiles”, al tiempo que ha puesto el foco en que “otras portavoces no asumen que el Gobierno no conlleva criticar al Gobierno, sino tener el poder de gestión para cambiar aquello que no funciona”.

 

Desde las filas de Podemos, Marta Prades ha argumentado que “hoy no está garantizado el acceso a la sanidad aragonesa en condiciones de igualdad” y ha manifestado que “deberíamos afrontar un tema complejo como es la gestión de recursos humanos y la falta de profesionales en la provincia de Teruel”. La diputada de CHA Isabel Lasobras ha recordado que “el Decreto contempla la revisión anual del mapa sanitario a partir de las alegaciones que puede realizar cualquier persona, además de tener en cuenta la construcción de nuevas instalaciones” y, “a día de hoy, refleja el desequilibrio territorial de Aragón”.

 

En representación de Vox, Santiago Morón ha apuntado que “la Ley general de Sanidad, cuando establece el marco básico de organización territorial, define la zona básica de salud, pero también las áreas de salud, estructuras fundamentales para la gestión unitaria de todos los recursos”. Esther Peirat (PAR) ha agradecido a Abad “las explicaciones” y “su tono didáctico en un tema que exige complejidad”. “Se hace patente nuestra realidad como Comunidad y nuestras peculiaridades en el coste del servicio”, ha añadido. Y Álvaro Sanz, desde IU, ha destacado que “el mapa sanitario debe ser una herramienta de ordenación territorial” y ha señalado que “con las primeras lecturas del mismo veíamos el riesgo de que se generasen nuevos niveles administrativos”.

 

CAMPAÑA DE VACUNACIÓN DE ESTUDIANTES EN LOS CAMPUS UNIVERSITARIOS

 

Posteriormente, ha decaído, con los votos en contra de PSOE, Podemos, CHA y PAR, y las abstenciones de Vox e IU, una proposición no de ley del PP sobre la puesta en marcha de una campaña de vacunación COVID de estudiantes en los campus universitarios. Pilar Gayán, por parte del PP, ha sido la encargada de presentar el texto de impulso y ha manifestado que “los colegios de medicina y enfermería reclaman que se implanten medidas para convencer acerca de la vacunación a los más reacios”. “Hay que ser más proactivos y salir a buscar a personas no inmunizadas”, ha apuntado.

 

Los grupos que integran el Gobierno han presentado una enmienda conjunta que, finalmente, no ha sido aceptada por Gayán. Olvido Moratinos (PSOE) ha sentenciado que “la vacunación es imprescindible” y “tenemos que trabajar con aquellas personas que tienen dudas o una posible falta de información al respecto”. Desde Podemos, Marta Prades ha defendido que “ahora mismo la Universidad está trabajando para conocer las causas por las que algunos estudiantes han decidido no vacunarse” y “se están llevando a cabo campañas de información”.

 

Isabel Lasobras (CHA) ha explicado que “en Aragón el proceso de vacunación va alcanzando buen ritmo, y el porcentaje de personas entre 18 y 22 años que han recibido la pauta completa es del 79%, mientras que en Madrid es del 65%”. Esther Peirat, por parte del PAR, ha reconocido que comparte “partes de la iniciativa” y ha reiterado que “la Universidad trabaja conjuntamente con el Departamento de Sanidad para conocer el número de estudiantes que no se han vacunado”.

 

A continuación, han tomado la palabra los grupos no enmendantes. La parlamentaria de Ciudadanos Susana Gaspar ha asegurado que “la vacunación es esencial para frenar la evolución de la pandemia y no debemos generar ninguna duda sobre la validez o la eficacia de la misma para volver cuanto antes a la normalidad”. Santiago Morón, en representación de Vox, ha expuesto que, desde su grupo parlamentario, siempre se ha “reclamado más información y transparencia en cuanto a la vacunación”, pero “no se pueden establecer medidas discriminatorias contra los que deciden no vacunarse”. El portavoz de IU, Álvaro Sanz, ha argumentado que “hay que conocer si es necesario u óptimo establecer este tipo de medidas a tenor del porcentaje de vacunación de la población universitaria”.

Notas de prensa relacionadas: