Actualidad

Nota de prensa

Representantes de Medicusmundi Navarra-Aragón-Madrid y Médicos del Mundo Aragón defienden que “el mayor problema de salud del mundo es la inequidad”

Representantes de Medicusmundi Navarra-Aragón-Madrid y Médicos del Mundo Aragón defienden que “el mayor problema de salud del mundo es la inequidad”
Carlos Mediano y María Jesús Viñales han informado esta mañana en la Comisión de Comparecencias Ciudadanas sobre el "Informe de cooperación 2021“, en materia de los problemas globales en salud, las crisis humanitarias y ayudas económicas

“El 38% de las muertes en el mundo son evitables”. De esta forma, Carlos Mediano, en nombre de Medicusmundi Navarra-Aragón-Madrid, ha resumido buena parte de su intervención en la sesión de esta mañana de la Comisión de Comparecencias Ciudadanas, donde, junto a María Jesús Viñales, de Médicos del Mundo Aragón, ha comparecido para informar sobre la necesidad de mejorar la cooperación en salud y la importancia de ofrecer ayudas económicas para abordar las crisis humanitarias.


Carlos Mediano ha explicado que con el informe “intentamos indicar cuáles son los problemas de salud en el mundo” para después ofrecer acciones “con la intención que todos mejoremos la cooperación en salud para que sea más efectiva”. En este sentido, Mediano ha sentenciado que “la inequidad es el mayor problema de salud en el mundo”.


Respecto al Covid, ha mostrado su desacuerdo en “cómo un problema global hemos intentado arreglarlo a nivel local” y ha indicado “cómo el cambio climático afecta a la salud y cómo trabajar en salud afecta al cambio climático”. Además, ha explicado cómo las crisis han afectado a las ayudas en la cooperación en salud, aunque ha reconocido que “todas las administraciones aragonesas le dan a la salud el peso que consideramos que se debe”.


María Jesús Viñales ha centrado su intervención en la ayuda humanitaria y ha argumentado que “la interacción entre las catástrofes y los conflictos está afectando a las vulneraciones y necesidades” de los más necesitados. Además, en cuestiones económicas, ha remarcado que España “sigue en el grupo de cola de donantes con 90 millones”.


Respecto a las crisis humanitarias, como la guerra de Ucrania, Viñales ha explicado que “impactan en las consciencias de las personas y eso genera una empatía y solidaridad en todo el mundo”. Sin embargo, ha apuntado que “este compromiso no va a ser sostenido”. “Deja de salir en los medios o nos sobrepasa y se acabó”, ha añadido. Por lo que ha solicitado que el compromiso sea “más sostenido en el tiempo para que la ayuda sea más eficaz”.


Ana María Arellano, desde el PSOE, ha indicado que el Gobierno de Aragón, en 2022, “dará el demandado 15% de presupuesto de cooperación en ayuda humanitaria dedicada a situaciones sobrevenidas, como la guerra de Ucrania”. Además, ha explicado que “Aragón cuenta con el compromiso de todas las administraciones aragonesas” sobre las necesidades sanitarias.


Por su parte, José Antonio Lagüéns, del G. P. Popular, ha centrado su intervención en que “la eficacia en la cooperación es esencial”. En esta línea, ha defendido que “España es un país solidario pero nos gustaría ser eficaces a la hora de cooperar”. “También debemos ser eficaces en ese criterio de equidad” y ayudar “en el desarrollo del mundo”, ha añadido.


La diputada Elisa Sacacia (Ciudadanos) ha argumentado que “la OMS debería tener una política de acción ante la debilidad de la gobernanza mundial”. Además, “el mundo no está preparado para lo que se ha propuesto: ir de pandemia en pandemia”, ha explicado.  De la misma forma, ha defendido que “se debe mantener el peso de salud de manera constante, necesitamos fondos que complementen”.


Desde las filas de Podemos, Vanesa Carbonell ha indicado que “hemos de entender que no podemos ser selectivos” para ayudar a “aquellos que lo necesiten, vengan de donde vengan”. Así, ha apuntado que “el tema de la salud es primordial” y que “la falta de medios es latente y afecta duramente a la población” más desfavorecida.  


La parlamentaria Carmen Martínez, desde CHA, ha defendido que “es determinante la ejecución de estos informes” para que después, desde las administraciones públicas, “se puedan realizar acciones”. En esta línea, ha considerado que el informe “sea embajador de todos los objetivos para cumplir los objetivos de desarrollo sostenible” de la Agenda 2030.

Notas de prensa relacionadas: