Actualidad

Nota de prensa

La reforma del Estatuto de Autonomía de Aragón celebra las Audiencias Legislativas centradas en el aforamiento y en la representación parlamentaria

La reforma del Estatuto de Autonomía de Aragón celebra las Audiencias Legislativas centradas en el aforamiento y en la representación parlamentaria
El proyecto de ley de reforma para poner fin a los aforamientos y elevar el número mínimo de escaños por provincia continúa con su recorrido parlamentario. Tras escuchar las aportaciones del lugarteniente del Justicia de Aragón, catedráticos en Derecho y el decano del Colegio de Abogados de Zaragoza, se abre un periodo de enmiendas ampliado a treinta días

La Comisión Institucional del Parlamento aragonés ha celebrado esta tarde las Audiencias Legislativas del proyecto de Ley de reforma del Estatuto de Autonomía de Aragón en las que han intervenido el lugarteniente del Justicia de Aragón, catedráticos en Derecho y el decano del Colegio de Abogados de Zaragoza para realizar sus aportaciones para la modificación de la norma autonómica, que tiene como objeto poner fin a los aforamientos y elevar a catorce el número mínimo de escaños por provincia.

 

Así, el  lugarteniente del Justicia de Aragón, Javier Hernández, ha sido el encargado de iniciar la ronda de comparecencias. En relación a la cuestión del aforamiento, ha compartido que “es una figura jurídica percibida como anacrónica que tiene un encaje difícilmente justificable” y que la modificación de esta “acaba también con el aforamiento en sede de este justiciazgo”. Asimismo, ha añadido que “el establecimiento de un número mínimo por provincia necesita de un contrapeso que evite de desequilibrio entre la representación del territorio y la real población”.

 

Del mismo modo, el profesor de Derecho Constitucional Francisco Palacios ha destacado que “el fin de la reforma tiene que ser proteger a territorios en despoblación y no a una provincia en sí misma”. Por este motivo, ha propuesto “primar a las poblaciones de menos de 3.000 habitantes” y elaborar “dos circunscripciones, una rural y otra urbana”.

 

A continuación, el catedrático de Derecho Administrativo Gerardo García-Álvarez ha manifestado que el aforamiento “ni es un privilegio ni es una prerrogativa personal, sino un instrumento de articular las relaciones” y ha añadido que, en su opinión, “el Estatuto del Diputado no se ve afectado por esta reforma, las normas que rigen su responsabilidad siguen siendo las mismas”. Sobre la garantía de una representación mínima a Teruel ha indicado que “es una medida correcta”, pero “las Cortes de Aragón representan al pueblo aragonés”.

 

Por otra parte, el catedrático de Derecho Administrativo José María Gimeno ha manifestado que la reforma de la representación parlamentaria es “adecuada” pero “no va a corregir el problema del desequilibrio territorial”. Sobre el aforamiento, Gimeno ha puesto de relieve que la modificación “se queda corta” y que no se eliminan “otros privilegios de los delitos que no son flagrantes” o “las inmunidades de los políticos”.

 

Por último, el decano del Colegio de Abogados de Zaragoza, Antonio Morán, ha explicado que “la doble instancia en un proceso penal es una garantía para la persona” y que con el aforamiento esta garantía se pierde al ser juzgado directamente por un órgano superior. Igualmente, Morán ha destacado que elevar la representación mínima es “un gesto que la ciudadanía va a ver con buenos ojos”.

 

De esta manera, la reforma del Estatuto de Autonomía continúa con su recorrido parlamentario, después de superar el debate de totalidad el pasado día 10 de marzo con el apoyo unánime de todos los grupos. Tras la celebración del trámite de Audiencias Legislativas, se abre un periodo de enmiendas ampliado a treinta días.

Notas de prensa relacionadas: