Actualidad

Nota de prensa

Cuentos e historias ilustradas invaden el Palacio de la Aljafería

Cuentos e historias ilustradas invaden el Palacio de la Aljafería
La primera edición de “La Aljafería, un lugar que cuenta” ha reunido este fin de semana a niños y familias para participar en las distintas actividades que se han realizado en la capilla de San Martín y la sala Goya de la sede de las Cortes de Aragón para acercar la literatura infantil y juvenil a los más pequeños

Familias, niños y niñas han tomado el palacio este fin de semana para participar en la primera edición de “La Aljafería, un lugar que cuenta” en la que la magia de la narración oral, la pintura, el cómic y la ilustración han transportado a los más pequeños a un universo literario protagonizado por trabalenguas, cuentos, trazos e historias.

 

Así, la capilla de San Martín y la sala Goya del Palacio de la Aljafería han sido el escenario de las numerosas historias y dibujos que han fascinado a todos los niños que han participado en las diversas actividades realizadas por los artistas Elisa Arguilé, Mario Cosculluela, Sara Jotabé y Paco Simón para el fomento de la lectura entre los más jóvenes.

 

De esta manera, durante la mañana del sábado, la sala Goya del Palacio de la Aljafería ha cobrado una nueva vida gracias a los trabalenguas y cuentos de Mario Cosculluela con los que los más pequeños se han adentrado en el fantástico universo de la narración para descubrir historias increíbles. Una forma de introducir a los más pequeños de la casa en el mundo de la lectura.

 

A través de los trazos, una escultopintura colectiva ha tomado forma con la participación de todos los niños presentes en el taller impartido por el artista Paco Simón en la capilla de San Martín del palacio. De esta forma, los jóvenes se han sumergido en el arte de la pintura y, además, han descubierto la obra del artista francés Matisse y su uso del color.

 

El domingo ha estado protagonizado por el cómic con la dibujante Sara Jotabé, quien ha desarrollado un taller centrado en la figura del cineasta Segundo de Chomón y una batalla de dibujo donde los más pequeños se han batido en duelo para demostrar su rapidez y creatividad. También ha sido el turno de la ilustradora de libros infantiles y juveniles Elisa Arguilé y su actividad para explorar las posibilidades que encierra un alfabeto con el que el público infantil ha creado sus propias palabras.

 

De esta manera, el Palacio de la Aljafería ha vuelto a potenciar y poner en valor uno de los edificios más emblemáticos de Aragón, que con sus más de 1.000 años de historia, añade nuevos capítulos a su legado para convertirse en un espacio vivo en el que disfrutar en familia.

Notas de prensa relacionadas: