Actualidad

Nota de prensa

Los afectados por accidentes laborales exponen ante la Comisión de Comparecencias y Peticiones Ciudadanas sus necesidades de atención y recursos económicos

Los afectados por accidentes laborales exponen ante la Comisión de Comparecencias y Peticiones Ciudadanas sus necesidades de atención y recursos económicos
Los diputados aragoneses han recibido esta mañana a los representantes de la Asociación de Víctimas de Accidentes y Enfermedades Laborales (AVAEL), que han explicado el trabajo del colectivo con las víctimas, directas e indirectas, de la siniestralidad laboral

Zaragoza, 29/11/2011.- La Comisión de Comparecencias y Peticiones Ciudadanas ha recibido esta mañana a los representantes de la Asociación de Víctimas de Accidentes y Enfermedades Laborales (AVAEL), quienes han expuesto en las Cortes de Aragón todo el trabajo de este colectivo -pionero en España- desde principios de los años 90.

“Es un largo camino, difícil, duro y complicado”, ha detallado la presidenta de AVAEL, Carmen Cavero, quien ha recordado que “se habla de familias destrozadas, víctimas que no existimos”. Por ello, la representante del colectivo ha expuesto ante los parlamentarios las medidas concretas que solicitan: “la creación de un fondo de compensación para familiares de víctimas de accidentes laborales, más inspectores laborales, un juzgado especializado en siniestralidad laboral, y más esfuerzo en publicidad y campañas informativas en los medios como método de concienciación y prevención”.

En el turno de intervención de los grupos parlamentarios, Fernando Galve ha recordado que “las víctimas de accidentes laborales nos conciernen a todos, pero sobre todo a las administraciones públicas. Los datos de 2011 son similares a los de otros años y la siniestralidad es realmente preocupante. Tenemos que seguir trabajando y debe ser un acicate para seguir mejorando”. Del mismo modo, Galve ha repasado las cuestiones relacionadas con las enfermedades laborales, los cuatro programas de prevención de riesgos laborales con los que cuenta Aragón y los aspectos educativos y de trabajo de concienciación social.

Por otro lado, el psicólogo de la asociación, Javier Miravalles, ha presentado el perfil del más del medio centenar de personas que cada año acude a AVAEL en busca de ayuda. “Se trata gente que no tiene recursos, con un cúmulo de problemas: cuestiones familiares, tensión, pérdida del empleo, etc”. Además, según Miravalles, los accidentados tienen un sentimiento de desprotección por parte de las empresas y de la Administración, hay una pérdida de la autonomía personal y de la capacidad adquisitiva, y se da una degradación personal. A lo que se suma, según Miravalles, la mayor desprotección que sufren la población inmigrante.

Para María Victoria Broto (PSOE), “siempre es positivo volver a hablar y reflexionar sobre las víctimas y las enfermedades laborales, porque aquí todos tenemos responsabilidad”. Por ello, la diputada socialista ha partido de la base de que “todos los medios que pongamos siempre serán pocos”, por lo que ha apostado por la concienciación social como mejor método de prevención. Profundizar en la normativa legislativa, en las inspecciones de trabajo y en la concienciación son, para Broto, los pilares fundamentales para avanzar en la reducción de la siniestralidad laboral.

Manuel Blasco (PAR) ha destacado la importancia de la siniestralidad laboral y la falta de visibilidad pública que a veces falta en los medios de comunicación. “El objetivo de ‘cero accidentes’ es el que se debe buscar. Si bien los datos expuestos son mejores que otros años, siguen siendo insuficientes”, ha asegurado Blasco, quien también ha reflexionado “el año catastrófico que se ha vivido este 2011 en el sector de la agricultura”. El diputado aragonesista ha apostado por la labor de concienciación de toda la sociedad, la inspección laboral y la especialización de los juzgados.

En nombre de CHA, José Luis Soro ha apuntado que “la importancia de la asociación es que entra y trabaja después del accidente, cuando las víctimas están desorientadas, sin apoyo público y con una falta de acompañamiento y calor humano”. “Las estadísticas son demoledoras, uno de cada dos trabajadores ha sufrido un accidente laboral en los últimos años”, ha dicho Soro, quien además ha recordado que la crisis afecta por aumentar la temporalidad y la asunción de mayores riesgos. “Recogemos sus propuestas, porque hacen una labor específica que requiere apoyo público y económico para seguir desarrollando su trabajo”, ha asegurado Soro.

Desde IU, Patricia Luquin ha manifestado la necesidad de “trabajar en dos niveles: la prevención, con campañas de información y sensibilización, y la atención a la víctima”. “Hay una Ley de Riesgos Laborales que hay que exigir que se cumplan, y tenemos que ayudar a que los inspectores sean suficientes”, ha apuntado Luquin, quien además ha destacado el papel de sindicatos, administración y empresarios, si bien “son los poderes públicos quienes tienen que liderar esas funciones”. “Tenemos que tender a reducir esos 7.334 accidentes laborales en Aragón en el primer semestre de este año”, ha dicho la diputada de IU.

Notas de prensa relacionadas: